El sistema sanitario de Tucumán está al borde del colapso

Coronavirus 26 de mayo de 2021 Por Bajo la Lupa
En algunos hospitales ya no quedan camas de terapia intensiva para asistir a los pacientes en estado crítico. Una mujer que era trasladada desde Aguilares murió antes de llegar a un hospital de la Capital.

La curva de contagios por coronavirus creció exponencialmente en las últimas semanas y está provocando que el sistema sanitario de la provincia atraviese uno de los momento más críticos desde que inicio la pandemia.

Desde el lunes a la noche, hay al menos tres hospitales públicos que llegaron al tope de su capacidad para atender a pacientes que requieren cuidados críticos. Cada hora que pasa quedan menos camas de terapia intensiva disponibles y la preocupación se agiganta.

Fuentes confiables confirmaron que en el Hospital del Este no pudieron recibir a una paciente que se encontraba en estado delicado, porque ya no quedaban camas en terapia intensiva.

En otro hospital, la médica Gabriela Agüero informó, “En la torre de pacientes críticos de covid estamos completos, al 100% de las 36 camas que tenemos disponibles, y de ellas el 80% están utilizando respiradores. La media de edad es de 42 años. Tenemos un chico de 28 años en estado delicado. La gente parece que no advierte lo que está pasando”.

La profesional expresó el alarmante escenario que atraviesa Tucumán en la segunda ola de coronavirus, “A diferencia del año pasado, estamos viendo muchos más pacientes jóvenes. Evidentemente tenemos variantes más agresivas, con una mortalidad alta. Ahora llega gente joven, sin antecedentes graves, y alternan con personas con comorbilidades como obesidad, hipertensión y diabetes. Es muy impactante lo que estamos viendo”, afirmó Agüero.

En el hospital de Concepción también están trabajando al máximo de la capacidad en la sala de terapia intensiva. “El lunes pudimos hacer entrar tres pacientes, pero no por haber dado de alta a otro, sino porque hubo tres que fallecieron. Es la única manera que se desocupen las camas” afirmó la infectóloga Adriana Bueno. “No damos abasto para la gente que llega. A todos se los atiende y nos pasamos el día pidiendo camas en los otros hospitales, pero no hay. No hay lugar. El sistema está colapsado y no es cuestión de poner más camas. Uno puede poner camas todos los días, pero no hay quién las atienda y tampoco tenemos respiradores para todos”, afirmó la especialista.

En el hospital Avellaneda, hasta este martes sólo quedaban disponibles 5 camas de terapia intensiva. 

En tanto, en Aguilares una mujer de 41 años, que se encontraba en grave estado por coronavirus, murió cuando la trasladaban en una ambulancia desde el sur hasta la Capital. El traslado de la paciente se demoró dado que no se conseguían camas disponibles. La mujer viajó intubada y con un enfermero que le insuflaba aire ambulatoriamente, pero todos los esfuerzos fueron en vano, porque el deceso de la paciente se produjo antes de llegar al hospital.

En la jornada del martes el Ministerio de Salud reportó el fallecimiento de 15 personas e indicó en su parte matutino que actualmente se encuentran internadas (sector público y privado)  814 personas, de las cuales 250 están en terapia intensiva y otras 164 requieren de asistencia respiratoria mecánica.

Fuente: Los Primeros

Boletín de noticias