Denuncian que en la Brigada Femenina se permitía el consumo de alcohol y droga

Locales 09 de septiembre de 2021 Por Bajo la Lupa
Familiares y amigos de las mujeres fallecidas en la Brigada Femenina de Concepción el pasado jueves 2 marcharon por calles céntricas de esta ciudad para pedir justicia. Este viernes serían recibidos por el fiscal Miguel Varela.

El pasado jueves se produjo la peor tragedia en una dependencia policial de la ciudad de Concepción cuando minutos después de las cinco de la tarde un incendio en el interior del edificio donde funciona la Brigada Femenina, ubicada en la calle Las Heras 55 terminó con la vida de las internas Macarena Maylen Salinas, de 25 años, de Yanet Yaqueline Saquilán, Micaela Rocío Mendoza y María José Saravia. Ingresó a la Guardia de Emergencias del nosocomio local la detenida Romina Marcela Rivero  (37) quien pudo sobrevivir al luctuoso hecho.

Según datos a los que pudo acceder BLL, el reclamo de una de las víctimas habría comenzado en horas de la mañana; "hasta los vecinos advertían la situación, donde había una persona que gritaba y golpeaba las paredes, aparentemente reclamando ser escuchada por las autoridades".

Se cree que la misma persona, habría golpeado un plafón y a partir de ese momento se desató la tragedia; "cuando se inició el fuego cuatro de las detenidas se refugiaron en un sector de sanitarios por la combustión generada, un lugar de pequeñas dimensiones. Las víctimas fueron halladas juntas, una encima de otra" contó a BLL una de las personas que de manera casual circulaba por la zona e intentó ayudar ante la desesperación de las agentes de la policía.

marcha 2

"Hasta ahora no sabemos nada, solo pedimos justicia y que las responsables de las muertes de mi hija y las otras chicas vayan presa. Acá hubo un incendio intencional y las policías no hicieron nada por salvarlas ni por intentar abrir la celda. Haré hasta lo último en mi vida para que haya justicia" señaló Victoria Santana, madre de Micaela Rocío Mendoza.

Desde la institución policial se tomó la decisión administrativa de pasar a disponibilidad a Sandra Rivarola, Susana Rodríguez y Margarita Gutiérrez, efectivas subalternas que se encontraban de turno en el lugar ayer y también a Fernanda Lazarte, Jefa de la Brigada, con el único objetivo de garantizar una mayor transparencia en la investigación de lo ocurrido.

"Pido justicia, las dejaron morir quemadas y exijo que paguen lo que hicieron. No merecían morir así, eran seres humanos y las hacían dormir en el piso, las hacían pelear entre ellas, le vendían droga, consumían alcohol adentro de la dependencia policial, tenemos fotos, una carta de mi hermana donde contaba que las hacían pelear y días que no comían" denunció la hermana de Macarena Salinas.

"Soy hermana de Yanet Saquilán y estoy acá para pedir que se haga justicia por la muerte de las cuatro chicas. Yo hablé por teléfono el día anterior con ella y el 27 de julio la vi por última vez a la distancia porque no se podía conversar. Ella estaba adentro y yo en la vereda" contó la hermana de la joven alberdiana, quien estaba detenida por una causa de maltrato infantil.

marcha

"Quiero saber que hicieron y donde estaban las guardiacárceles. Nadie da la cara, ni el fiscal ni el juez nos dan detalles de las investigaciones" denunció el hermano de Yanet.

marcha 5

También marcharon familiares de víctimas de "gatillo fácil"; "mi hijo fue asesinado por dos policías y por eso vengo a acompañar a estas cuatro familias. Lo voy a seguir haciendo hasta que encuentren justicia" expresó la madre de Miguel Reyes Perez, fallecido en 2016.

Boletín de noticias