El Gobierno negocia un auxilio financiero del FMI

Economía 08 de mayo de 2018 Por
El presidente enfrentó a las cámaras en el Salón Blanco para develar la incógnita que se había generado durante toda la mañana. El inicio de conversaciones con el Fondo Monetario Internacional ya era un hecho.
image_content_9643581_20180508131721

"Hace minutos hablé con Christine Lagarde , su directora, y nos confirmó que vamos a arrancar hoy mismo a trabajar en un acuerdo. Esto nos va a permitir avanzar en este plan de crecimiento y desarrollo, dándonos respaldo para enfrentar este escenario global y evitar crisis como las que hemos tenido", dijo el Presidente al confirmar el "inicio de conversaciones" con el organismo internacional de crédito.

"Esta política depende mucho del financiamiento externo. Durante los dos primeros años hemos contado con un contexto mundial muy favorable, pero eso hoy está cambiando", explicó el Presidente, muy serio, en el comienzo de un discurso que duró menos de tres minutos.

 
 "Las condiciones mundiales están cada día más complejas, y por varios factores: suben las tasas de interés, el petróleo, devaluado las monedas, entre otras variables que no manejamos. El problema es que somos de los países del mundo que más dependemos del financiamiento externo, producto del enorme gasto público que heredamos y que estamos ordenando", dijo el Presidente, en referencia al kirchnerismo.

"Frente a esta nueva situación, y de manera preventiva, he decidido iniciar conversaciones con el FMI, para que nos otorgue una línea de apoyo financiero", sostuvo el Presidente. La decisión fue tomada durante la reunión de coordinación, que Macri encabezó en la Casa Rosada, y en la que participaron el jefe de gabinete Marcos Peña, los coordinadores Gustavo Lopetegui y Mario Quintana, y en base a conversaciones del Presidente con el equipo económico.

 
"Siempre fue una posibilidad, hoy el Presidente habló con Lagarde. De todas las herramientas que tenemos, esta es una y decidimos usarla", afirmaron a LA NACION cerca del Presidente. Y agregaron que "como la movida (económica) es muy fuerte en todo el mundo decidimos actuar", sostuvieron desde la Casa Rosada.

Apenas regresó de una recorrida por San Miguel junto a la gobernadora bonaerenseMaría Eugenia Vidal , Macri se concentró en el anuncio, en el que reiteró su confianza en el modelo gradualista elegido. "Mi convicción es que estamos recorriendo el único camino posible para salir del estancamiento buscando siempre evitar una gran crisis económica que nos haga retroceder y dañaría a todos", afirmó Macri.

 
"Por eso implementamos una política económica gradualista que busca equilibrar el desastre que nos dejaron en nuestras cuentas públicas, cuidando a los sectores vulnerables y al mismo tiempo creciendo, generando así más empleo y desarrollo", agregó, otra vez en crítica directa al gobierno kirchnerista.

"Esta decisión la tomé pensando en el bien de todos los argentinos, no mintiéndoles como tantas veces lo han hecho. Cumpliendo con los compromisos y alejándonos de la demagogia y la mentira estoy convencido que el camino que tomamos va a lograr un mejor futuro para todos", finalizó el Presidente.

El anunció de Macri desinfló al dolar, pero la cotización vuelve a acelerarse

El anuncio impactó en el mercado cambiario y desinfló al dólar. Luego de alcanzar picos de $23,90 en algunos bancos, la moneda estadounidense cayó más de 80 centavos, pero la tendencia se revirtió tras la conferencia de prensa de Nicolás Dujovne y las pizarras borran la caída.

dolar ok

El Banco Nación , que suele tener el valor más bajo, ofrece la moneda a $23,40, luego de haberse desinflado hasta los $22,70.

En tanto, en el segmento mayorista el dólar abrió con una fuerte suba. Desde los $21,95, la cotización se disparó hasta los $22,62, luego cedió terreno hasta los $22,45 y finalmente rebotó hasta los $23,25, que implicaba una devaluación superior al 5% con respecto al cierre anterior.

El escenario se revirtió tras el anuncio del Gobierno de solicitarle al FMI un fondo de auxilio financiero. Luego del mensaje de Macri, el mayorista se desinfló más de 70 centavos y llegó a $22,37. Sin embargo, tras la conferencia de Dujovne, el mercado se invirtió y recuperó los valores hasta los $23,05, lo cual representa una devaluación del 5% en el día.

 
"Estamos en medio de una corrida y de un sell off en Argentina. En el mercado están vendiendo Lebacs, bonos en pesos, bonos en pesos y en dólares y yacciones, y en base a eso se van los capitales. Son fondos que se retiran del país, y al retirarse obviamente hay más demanda de dólares", plantea el analista financiero Christian Bueteler.

 
"En este contexto, con el mercado saliendo de toda clase de activos argentinos, en un escenario de presión cambiaria fuerte, está bien que el BCRA deje correr el dólar sin vender reservas y dé una señal con tasa de interés para buscar un nuevo equilibrio dolar-tasa con un tipo de cambio más alto. Estamos en esa pulseada. Eso significa más inflación a partir de mayo y junio, pero es el mal menor en este contexto", explica Federico Furisase, director del estudio Eco Go.

"La restricción externa con la que la economía argentina terminó 2017 fue muy complicada. El déficit de cuenta corriente externa fue del 4,7% del producto, y ahora el mercado impone un ajuste con un equilibrio de más dólar y más tasa de interés, que va a terminar ajustando en parte ese rojo por el lado del déficit de turismo y las importaciones. Eso, como contrapartida, va a dar un escenario de menor crecimiento", añade.

La revalorización del dólar, en tanto, se replica en otros mercados. En Brasil, el real se devalúa un 1%, mientras que el peso mexicano pierde un 0,6%. En Chile, en tanto, el peso retrocede un 1,4%, y en Colombia, un 2%.

Ayer, la evolución de la moneda fue dispar. Abrió con una fuerte baja, pero con el correr de la jornada la tendencia se revirtió. El minorista concluyó con una suba de cinco centavos con respecto al viernes y cerró en $22,33.

En el segmento mayorista, en tanto, la divisa abrió a $22,85 y en una primera instancia bajó hasta los $21,60. No obstante, luego revirtió la tendencia y cerró en $21,96 (0,37% de devaluación). El viernes había bajado a $21,90.

En este contexto, el Banco Central volvió a intervenir para frenar la escalada, aunque no tuvo pariticipación en el mercado cambiario. En las primeras horas del día, la entidad elevó al 38% la tasa de interés para las Lebacs a menor plazo (a junio) en el mercado secundario y absorbió alrededor de $18.000 millones con esta operación.

La revaluación del dólar fue una tendencia de alcance global. Ayer el real brasileño perdió un 0,6%, mientras que el peso chileno retrocedió un 1,25% y el sol peruano, un 0,25%.