Hacienda cerró marzo con un déficit fiscal de $14.702 millones

Economía 13 de abril de 2018 Por
Fue el resultado de ingresos por $195.942 millones y gastos antes del pago de intereses por $210.644 millones. Bajó 19,2 por ciento.
Dujovne-Sebastian-Galiani-Rodrigo-Pena-1920

Una  vez más las cuentas fiscales mostraron mejor desempeño que los datos de inflación, pese a que la primera es causa  y el segundo efecto principal del estado de las finanzas públicas.

En conferencia de prensa a la que asistió Infobae, el ministro Nicolás Dujovne, antes de viajar a la Asamblea de Primavera del FMI, junto al secretario Rodrigo Pena, anunció que excluido el efecto del blanqueo, el rojo de las cuentas públicas a nivel primario fue de $29.702 millones; se contrajo 22,2 por ciento.

Mientras que con el pago de intereses de la deuda pública por $23.194 millones, el rojo final fue $37.896 millones, lo que significó una suba nominal de 8%, con una tasa de inflación que superó el 25%. De ahí que en Hacienda se mostraron satisfechos de haber cumplido con holgura la meta de baja fiscal para el primer trimestre.

Una vez más, jugó un rol clave en el sobrecumplimiento de la meta del período –en unos $39.000 millones– el "ahorro" de más de $25.000 millones por la caída nominal de los pagos de obras públicas: sumaron en el trimestre $39.500 millones, en contraste con $51.393 millones de igual tramo del año anterior.

La carga de intereses

Pero la mala noticia del estado de las finanzas vino una vez más por la herencia de una abultada deuda pública, porque en un escenario de aumento de las tasas de interés internacionales y acumulación de vencimientos, demandó el doble de recursos que un año antes: ascendió en el trimestre a $60.522 millones.

De ese monto, correspondió a marzo $23.194 millones, más de una vez y media el déficit primario.
De todas formas, en el equipo de Hacienda se mostraron satisfechos con el resultado global porque subió apenas 8%, en comparación con un PBI que se estima se expandió en pesos corrientes en más del 27 por ciento.

E incluso si se quita el efecto de los ingresos extraordinarios del blanqueo en el primer trimestre del año anterior, se llega a una baja nominal de 3,9%. Sin embargo, la pregunta es: ¿por qué si se llegó con tanta holgura al cierre del período, el gasto de capital, como se denomina a los pagos de obras públicas, volvieron a caer 14,6% en marzo y 23,1% en los tres meses en comparación con igual tramo del año previo?